sábado, 16 de abril de 2011

SEMANA SANTA 2011.

"El Prendimiento de Cristo",
Michelangelo Merisi da Caravaggio,
1602, Galeria Nacional de Irlanda .


A un que la gran mayoría de habitantes de este mi sangriento y hermoso país del tercer mundo llamado México, aprovecha como de costumbre a irse a la playa o a los ríos en esta semana mayor ya que es feriada - léase para hechar la weba - como si se tratase de migraciones de rumiante o antílopes de la Sabana Africana, la horda de vacacionistas es presa de la rapacidad de los restauranteros, lancheros y demás prestadores de servicios. No falta los irresponsables vacacionistas que en su falta de pericia para consumir alcohol, sufren accidentes automovilisticos en donde perece la gran mayoría de familiares que acompañavan al ebrio conductor, o los otros que literalmente ahogados de "bolos" - intoxicados hasta el hartazgo de trago- se sambuyen y les sale de forma natural nadar de "muertito", dejando en la orfandad a hijos y enviudez a la esposa, por lo que las vacaiones de Semana Santa se convierte en un material muy sustancioso para la nota roja.




Sin negar mi agorafobia, tendré que ir a ver a mi madre y como católica devota, me llevara todos los días a misa para que "me corten el cacho", sin querer sonar como un mocho o religioso fundamentalista creo que es lo mas correcto en esta Semana Mayor, es de ir a meditar a la iglesia sobre mis debates interiores metafisicos e ir agradecer al creador por darme una vida plena con salud y que la gente que me rodea se encuentra en santa paz y con vida. Sale ahí luego nos hechamos otro uno.

No hay comentarios: